murales

¿Qué hago con el chicle?

Todos hemos disfrutado de lo lindo mascando esas interminables bolas de chicle que nos hacían tan felices de pequeños… y no tan pequeños. Más de uno recordará aquella voz estentórea que nos hacía salir de nuestro mundo bubble gum en el colegio: ‘Sáquese el chicle de la boca y pégueselo en la nariz‘.

Sí, a mí me castigaban así y no creo que fuese la única. Lo cierto es que ya de mayores, algunos se han tomado la venganza por su mano. Es el caso de ‘El muro de los chicles de Seattle’, en EE.UU.

Leer Más…

 Scroll to top